Mató a hija de su novia porque no se quería poner la piyama

Jalen Vaden, de 22 años, entró en cólera cuando Jayla Kyle, de 3 años, no le hizo caso, la estrujó y luego la tiró al piso, de cara.

El asesino (der) tiró a la pequeña a la cama, luego la sujetó de la pierna y la lanzó de cara contra el piso

La policía llegó al lugar poco después y la pequeña fue trasladada al Mercy Hospital de Kansas City, EE. UU., donde los médicos le diagnosticaron “trauma encefálico abusivo” y donde murió 4 días después, el primero de diciembre pasado, relata el portal KSAT.

El medio Inquistr registra que la madre de la menor fue interrogada por la policía pero luego se le dejó en libertad al concluir que no había tenido nada que ver en el crimen, mientras que su novio Jalen, con quien convivía, espera un juicio y su respectiva condena, de hallarse culpable.

DALE PLAY A NUESTRO AUDIO EN VIVO

Autor entrada:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *